Visitando mi cuaderno Cantando por Fandangos, ahora convertido en EL MUSEO DEL FANDANGO, podrán elegir entre doscientos cincuenta (250) artistas distintos para escuchar este estilo de cante.

martes, 18 de abril de 2017

Así cualquiera escribe una copla... (II)

Últimamente llevo con frecuencia a Facebook viejos artículos de este blog y lo hago por dos razones:

1) Cada día que pasa constato tristemente que la cantera se me va agotando y que, a la vez, me va flaqueando la memoria.
2) Mucha gente que ahora me lee no lo hacía hace unos años y para ellos mis "reposiciones" adquieren la cualidad de "novedades".

Una de tales reposiciones la puse ayer mismo: se trata de un artículo publicado el 10 de noviembre de 2013 con el título
Ea, pos miosté, que a servidor se le ha ocurrío hacer lo mesmito que aquel letrista que cambió un par de detalles pá que la copla pareciera otra y así poder registrarla a su nombre. Yo no pretendo registrar ni cobrar ná, pero sí cambiaré lo suficiente como para que este artículo parezca nuevo.


Empecemos hoy oyendo unos cantes de Huelva, de cuando allá por el  año 1964 Paco y Pepe, o sea "Los Hermanos Toronjo", se hacían acompañar por Melchor de Marchena y Juan Díaz. Se trata de estos fandangos de Almonaster:





Atiendan a la primera de las coplas:

Santa de devoción,
Santa Eulalia de mi vída,
santa de mi devoción,
dame esa luz santa mía
para ir a tu función
que no la he visto entoavía.




Pasan los años, nuestro querido Paco sigue cantando y ahora nos ofrece de nuevo unos fandangos de Almonaster que pasamos a oír:





Miren cómo ha quedado ahora la copla:

Santa Eulalia de mi vía,
santa de mi devoción,
Santa Eulalia de mi vía,
échame la bendición
pá rezarte tós los días, 
te llevo en mi corazón. 

¿Qué le ha pasado a Paco? ¿Se ha olvidado de la letra que cantaba su hermano? Ni mucho menos: aquella era una copla popular, la segunda era propiedad de un letrista. Para que nadie le dijera que plagiaba, cambió algunas cosillas y ¡ya está!. ¿Han visto ustedes lo fácil que es?

Una vez rehecho mi texto, es de justicia que hasta los bien pensaos me digan ahora:
Así cualquiera escribe un artículo...
Pues claro que sí, es que, como dicen mis paisanos, "por aquí, hasta el más tonto hace relojes".

viernes, 7 de abril de 2017

Un saetero que se llamó JOSÉ MENESE (II)

Seguimos recordando las saetas grabadas por José Menese. En 1970 registró otro vinilo de  tipo E.P. con cuatro cantes por saetas. Esta vez no recurrió a la guitarra de Melchor sino que lo hizo con el habitual acompañamiento de trompetas y tambores. Ignoramos si en años posteriores el cantaor de la Puebla grabó o no saetas. Nos habíamos propuesto recopilar y comentar todas las grabaciones de su primera época (1963-1970) y creemos que con esta entrega podemos poner punto final a nuestro empeño.


1) El cielo se oscureció


2) La Soledá en su dolor


3) Si hubo un justo ese lo fue

4) Calle Real que presencias

miércoles, 5 de abril de 2017

Un saetero llamado ANTONIO MAIRENA (III)

A las seis grabaciones con saetas que Antonio Mairena registró en estudios comerciales, hemos añadido otras seis tomadas de grabaciones directas hechas en la ciudad de Sevilla. Hoy traemos otra tanda de seis saetas, también registradas en directo. Pertenecen, como las seis anteriores, al C.D. cuya portada vemos a nuestra izquierda, disco que toda la afición debe agradecer a la gentileza de los herederos del maestro Mairena, y que, en esta ocasión, corresponden a saetas cantadas en dos pueblos: Morón de la Frontera y Mairena del Alcor.


En Morón estuvo don Antonio en el año 1967, en casa de Isabel Colunga, y allí hizo tres saetas que fueron recogidas por los micrófonos de Radio Juventud. Pónganles atención porque son cantes de mucha categoría flamenca, cantes que debieran de escuchar los que hablan de frialdad en Mairena. Las dos primeras iban dedicadas al Cristo de la Expiración y la tercera a la Virgen de la Esperanza.


13) En este día señalao



14) Al ver tu presencia



15) Vienes más bella



En su pueblo en el año 1971, desde el bar de José María Rodríguez, don Antonio cantó dos saetas a la procesión de la Virgen de la Ancilla. La primera de ellas, como habíamos adelantado en nuestro artículo del pasado 10 de marzo, la había grabado en estudio en 1967. En la comparación entre una y otra, queda claro que gana la registrada en directo.





16) El corazón lo lleva





17) María llena de pena y dolor





Un año después, o sea en 1972, desde el Ayuntamiento de su localidad, don Antonio le cantó al Cristo de la Vera Cruz una saeta verdaderamente magistral.






18) Al ver tu agonía





Al principio de esta serie, habíamos hablado de 19 saetas de don Antonio. ¿Dónde está la que falta? Pues está recogida en un C. D. de título Gitano y Andaluz que publicó la Junta de Andalucía en 2009 con grabaciones privadas de Mairena. Se trata de la saeta primitiva de Mairena del Alcor, es decir, una saeta preflamenca similar a las que aún hoy pueden oírse en Marchena, Arcos, Castro del Río, Puente Genil y bastantes pueblos más de la geografía andaluza. En el año 1971, en una reunión con amigos de su pueblo, el maestro hizo esta letra y este cante:

19) Ya se formó la procesión
de luto se ha vestío el cielo
y los ángeles lloraron
y al ver ese Cristo entierro
de su Redentor amado.

lunes, 3 de abril de 2017

Un saetero que se llamó JOSÉ MENESE (I)

Mi agradecimiento, una vez más, al gran aficionado Sergio García Sánchez.

A finales del año 2013 llegamos a publicar hasta siete entradas en este cuadernillo comentando las primeros registros discográficos de José Menese (1963-1970). La última se titulaba
y la terminaba así:
Posdata: Intencionadamente no hemos recontado las saetas. Quedan para otro momento.
La causa ya es sabida por quienes me conocen: ni escribo, ni hablo se saetas (mucho menos, las escucho) fuera del período Cuaresma-Semana Santa. Pues bueno, la cosa es que dicho período se me pasó en 2014, en 2015 y en 2016 sin acordarme de los cantes por saetas del morisco(1). Y, como no quiero que me ocurra lo mismo en este 2017, le pedí al amigo Sergio García que me mandara material al respecto porque el que yo tenía no estaba completo.






Dos vinilos E.P. dedicó Menese en su primera etapa cantaora a las saetas. En el primero, año 1964, su voz se apoyaba en la guitarra de Melchor de Marchena y sonaba así de fresca, así de entera, así de bien:



1) Poquito a poco, costaleros

2) Y campanas no doblaron


3) Y yo no sé, María


4) Encorvao y sin fuerzas ya


(1) El día 20 de marzo de 2014, sí pusimos una saeta de José Menese en nuestro blog Tiempo de Saetas. Es la segunda de las publicadas hoy según puede verse en este enlace.

sábado, 1 de abril de 2017

Un saetero llamado ANTONIO MAIRENA (II)

El pasado día 10 de marzo les contaba que en el blog de José Morente habíamos encontrado una relación con todas las saetas que se conservaban del maestro Antonio Mairena. Ese mismo día yo les puse las seis que habían sido grabadas en estudio, pero quedaban bastantes más que fueron registradas en directo.

Frente a los que han escrito alguna vez que Mairena era un cantaor frío, sus defensores decían que no y sobre todo que no lo era cuando cantaba en reunión, con amigos, o en  grabaciones que le hicieron en directo. Así debió de ocurrir siempre que el maestro se acercaba a la Semana Santa por antonomasia, o sea, la de la ciudad de Sevilla. Afortunadamente sus herederos tenían, y generosamente lo pusieron al alcance del público, hasta seis saetas cantadas en nuestra capital 



Por ejemplo, en 1974 y en casa de su amigo Rafael Belmonte, don Antonio se marcó estas dos monumentales saetas dirigidas al Cachorro de Triana


07) Sin que ya tuvieras sangre

08) Qué pena más grande lleva

Años después, concretamente en 1978 y en casa de Manuel Almero, nos dejó cuatro joyas más.




09) Callarse por un momento (Saeta al Señor de las Tres Caídas)




10) Más gitana no la hay (Saeta a la Esperanza de Triana)



11) Me están doliendo los ojos (Saeta al Cachorro de Triana)



12) Las lágrimas que María derrama (Saeta a la Virgen del Patrocinio)